Lo más probable es que muchos de vosotros aún no hayáis oído hablar del GLP o gas licuado. El gas licuado del petróleo (GLP) es la mezcla de gases licuados presentes en el gas natural o disueltos en el petróleo y se presenta como una alternativa viable y más económica a los combustibles actuales (gasolina y gasoil).En la práctica, se puede decir que el GLP son una mezcla de propano y butano. Quienes si habrán oído hablar del Gas licuado del petróleo son los taxistas que lo han estado usando mucho en sus automóviles por su menor coste. Es posible que quizás si hayáis visto a algún taxi con un depósito en el maletero, ese depósito es el del gas licuado. En realidad, la variante que sirve como combustible para los automóviles es conocida como autogas.

VENTAJAS


Las mayores ventajas del autogas es que es más económico, menos contaminante y ofrece mayor autonomía.

Precio del GLP


Para que os hagáis una idea de los precios, aquí tenéis una pequeña comparativa en dos distribuidoras de Madrid que he obtenido del GEOPORTAL de precios de carburantes del Ministerio de Economía e Industria:

 TABLA DE PRECIOS  Cepsa  Repsol
 Gas licuado  0,639  0,646
 Gasolina  1,209  1,239

Como veis, la diferencia es del doble.

Mantenimiento


Otra ventaja a tener en cuenta es que el coste de mantenimiento de un coche que usa este combustible es menor, ya que los residuos que contiene este combustible son menores por lo que deteriora menos los motores que lo usan. El mantenimiento del propio sistema es barato también, según Nacho Pérez, miembro de la Asociación Nacional de Empresas Transformadoras de GLP, “el único mantenimiento de vehículos transformados se realiza cada 40.000 kilómetros y cuesta 30 euros más IVA”.

Conversión de coche gasolidel GLP


Otra ventaja es que puedes convertir un coche de gasolina a Gas licuado de manera muy fácil y por un coste que rondaría los 2000 o 2500 euros. Si lo adquieres de fábrica directamente con este sistema, al igual que con el diesel, el coste del coche aumenta también un precio similar respecto al modelo de gasolina.

 

Reducción de la contaminación y menor coste de impuesto de circulación


Reducción de la contaminación urbana

– Frente a la gasolina, permite una reducción del 68% de óxidos de nitrógeno (NOx).

– Frente al Gasóleo, permite una reducción del 68% de óxidos de nitrógeno (NOx) y un 99% menos de emisiones de partículas.

Reducción de las emisiones de efecto invernadero

– Frente a la gasolina, emite 15% menos de CO2.

– Frente al Gasóleo, tiene un nivel similar de emisiones CO2

La ventaja de tener un coche menos contaminante es que el impuesto de circulación es menor.

DESVENTAJAS


Las principal desventaja es el número de estaciones que distribuyen este combustible, que es muy reducido en relación a los combustibles habituales.

Escasas estaciones de repostaje del GLP (de momento)


Por una lado hay muy pocas estaciones de servicio en donde poder repostar. Por ejemplo, en Madrid solo hay unas 25 estaciones que lo distribuyen. Digamos que en las ciudades grandes, no hay demasiado problema para repostar, pero en trayectos largos, es probable que no encuentres donde repostar en el camino.

 

Los coches convertidos ven reducido su maletero


Por otro lado, si conviertes un coche de gasolina a GLP te tendrán que instalar el depósito de este combustible en el maletero, lo que significará una disminución importante del espacio disponible. A veces el depósito se instala en el hueco de la rueda de repuesto, con lo que te quedarías sin esa opción ante un pinchazo.